10 noviembre, 2016

Reseña: Un monstruo viene a verme, de Patrick Ness

Título: Un monstruo viene a verme
Título original: A Monster Calls
Autor: Patrick Ness
Editorial: Nube de tinta
Número de páginas: 208
Año de publicación: 2016
Precio: 19,90€ (tapa dura) / 14,95€ (bolsillo) / 9,99€ (eBook) / 9,49€ (Kindle)
Comprar: Amazon / Fnac / Casa del libro 









Siete minutos después de la medianoche, Conor despierta y se encuentra un monstruo en la ventana. Pero no es el monstruo que él esperaba, el de la pesadilla que tiene casi todas las noches desde que su madre empezó el arduo e incansable tratamiento. No, este monstruo es algo diferente, antiguo... Y quiere lo más peligroso de todo: la verdad.

No estaba muy seguro de si leer Un monstruo viene a verme. Por un lado, todas las críticas que encontraba no eran más que alabanzas a la novela. Por otro, no sabía muy bien qué iba a encontrarme al leerlo y no conseguía llamarme del todo la atención, pero finalmente decidí darle una oportunidad.

Al principio, no conseguía engancharme ni conectar con la historia y estuve así alrededor del primer tercio del libro. Sin embargo, a partir de ese momento la historia empieza a mejorar y, según avanzas, te va atrapando más y más hasta el momento de no poder parar de leerlo (tardé unos 4-5 días en leerme ese primer tercio de la novela, pero tan solo una hora o dos en terminarme el resto). Es, por lo tanto, una novela de lectura rápida

He de decir, a pesar de todo, que la historia me fue bastante indiferente durante algo más de la mitad, que fue cuando conseguí conectar con ella. Además, he de admitir que me parece totalmente original la forma en que el autor trata un tema tan duro como el cáncer.

Me atrevería a decir que lo mejor del libro son las tres historias que cuenta el monstruo a Conor, el protagonista. Son tres historias de las que podemos aprender mucho y con un final totalmente sorprendente.
El monstruo se lo había enseñado. Las historias eran criaturas salvajes, y salían disparadas en la dirección que menos esperabas.
Tanto lo que ocurre con el monstruo como el final son totalmente predecibles desde el principio, pero el final tiene algo (aunque no sabría muy bien decir el qué) que te llega y consigue emocionarte. El momento en el que Conor tiene que contar su historia, su verdad, al monstruo se me ha hecho tan real que es impresionante y te remueve por dentro.

La prosa es muy sencilla y, en parte, creo que es la razón de no haber conseguido sumergirme del todo en la historia y de no llegar a conectar con ella ni con sus personajes, a pesar de que no se podría decir que está mal escrito.

En definitiva, en Un monstruo viene a verme te encontrarás ante una historia con la que, quizá, te cueste conectar en un principio pero con un final que merece totalmente la pena.

3/5

0 comentarios :

Publicar un comentario